lunes, 16 de diciembre de 2013

2013

Hay que despedir el año a lo grande, que es lo que todos queremos. Podría beber, fumar, bailar, gilipolleces varias,.... ¿quién dice que no las vaya a hacer? Bueno, personalmente, 2013, ha sido un año de mierda. Ha tenido sus buenos momentos, como fueron esas noches de verano en Cañaveral y esas conversaciones de WA con mi pequeña. De entre toda la mierda, pruebo a sacar 6 de las cosas buenas que me llevo este año:

1) Unos grandes amigos, cabrones, pero al fin y al cabo amigos.

2) Unos recuerdos inolvidabes de esa noche de verano que ne demostró que no hace falta más que unos amigos y las horas, para pasarselo bien.

3) Una experiencia, que me demostró que no se debe abusar del alcohol u otras drogas.

4) Esas ganas de verano que cada vez se hacen más notables a medida que pasa el tiempo.

5) Una de las personas más increibles que podais encontrar en este mundo. Esa pequeña madrileña a la que ya he mencionado muchas veces y seguiré haciendo, sólo por su sonrisa. Que ya quisiera más de un@ poder ver algo tan jodidamente precioso (soy consciente de
cursi que ha quedado)

6) Una valiosa lección: "Aprovecha el tiempo con las personas que te importan de verdad, porque no sabes lo que os depara el futuro."

Espero que disfruteis de esta noche a vuestra manera. ¡Feliz 2014 a todos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario